Crónicas

El agua bendita de Marialabaja

Cuando se habla de Marialabaja y sus alrededores, se está mencionando una de las zonas que hicieron parte de los más de 80 palenques que fundaron los africanos en  lo que hoy es el departamento de Bolívar.

Para corroborarlo, no son estrictamente necesarias las investigaciones de los historiadores ni las crónicas de los escribas del tiempo colonial. Solo hay que reparar en los rostros y costumbres de los grupos humanos que pueblan zonas como San Pablo, Flamenco, Matuya y Playón.

Mago, un campesino de pura cepa

Presume de tener pocos tocayos. Su nombre no es único, pero tampoco muy común. Sus padres, unos abnegados agricultores católicos, decidieron llamarlo así en honor al día de su nacimiento: vino a este mundo el 6 de enero, Día de los de Reyes Magos, en 1944.

Mago Antonio Alvarado Caraballo ríe tanto como puede. Es un ser bastante alegre, transmite buena vibra y una implacable honestidad lo acompaña siempre. Nos abre las puertas de su casa, no donde vive con esposa e hijos, esta es otra casa: su finca. “¡Vengan, entren!”, dice emocionado.

Santa Catalina: dos destinos, una combinación perfecta

Directamente de París, por orden de Carlos Martínez, administrador de la salina, llegó un piano para celebrar las bodas de los enamorados.

En la comunidad no eran bien vistos los concubinatos. ¡Válgame Dios! Ni más faltaba que en un pueblo tan próspero que presumía tener el hospital más importante de los alrededores se consintiera la unión libre. El matrimonio era indispensable para que los cónyugues gozarán de todas las prestaciones que la compañía ofrecía a sus empleados.

En Mompox se celebra con vino de corozo

Abad Sosa Navarro, de 39 años, depuró en los últimos diez años, su Vino de Corozo de Mompox, que ha recibido la certificación de buena práctica manufacturera en 2016. Una crónica a sorbos de vino.

En la penumbra se fermentan los corozos. Bajo la leve luz, se depuran los sabores.

Abad Sosa Navarro (1977), tiene más de diez años de estar decantando el vino de corozo de Mompox, que ha recibido por fin, la aprobación del Invima en 2016.

Elisa, la heredera del Rey Midas

Mompox. En las manos de Elisa Trespalacios Peñas está la herencia invaluable de los pescaditos de oro del coronel Aureliano Buendía.

Por las venas de Elisa Trespalacios Peñas corre oro.

Su papá, un Rey Midas que nació hace más de un siglo en Mompox, ha dejado en sus manos las llaves de una herencia famosa, real y mágica: los pescaditos de oro del coronel Aureliano Buendía.

La septuagenaria Elisa es la única guardiana de una tradición asociada a las entrañas de Mompox: la orfebrería.

Merce, con “m” de magia

Merce sonríe y eso, señoras y señores, es un amplio y cálido motivo para celebrar.

Hoy está cumpliendo ochenta y ocho años. No es un día cualquiera y en casa lo saben. Hay que celebrar que ella respira, camina y ve, así sea solo por el ojo derecho y con la ayuda de sus gafas fondo e’ botella. En casa huele a maíz tierno.

-Hombre, ¡feliz cumpleaños! Dios me la bendiga y conserve siempre tan bella- dice el poeta Gustavo Tatis, compañero en esta entrevista.

Turbaco, milagros guardados

Los secretos de Turbaco están guardados. Muchas de las primeras plantas del Nuevo Mundo que clasificó Linneo en Upsala, son del bosque de Turbaco. Bajo el caracolí que se estremece bajo los vientos de octubre en el Jardín Botánico Guillermo Piñeres, estuvo hipnotizado de felicidad Alexander Von Humboldt. Los hormigueros que no cesan en el jardín fueron estudiados por José Celestino Mutis.

Páginas